5 secretos para ser un buen líder

Hay teorías que afirman que cualquier persona puede desarrollarse y acabar siendo un Steve Jobs, un Martin Luther King, un Orville o Wilbur Wright. De hecho estas teorías nos cuentan que cualquiera, siguiendo sus consejos y doctrinas, puede vender sus productos o tener legiones de seguidores.

A continuación os daremos 5 secretos que todo líder debe tener.

1. De la empatía a la inteligencia emocional

Según Daniel Goleman, profesor de psicología de la Universidad de Harvard y autor del besteller Inteligencia Emocional, ésta se define como “la capacidad de reconocer, aceptar y canalizar nuestras emociones para dirigir nuestras conductas a objetivos deseados, lograrlo y compartirlos con los demás”. Es un rasgo altamente significativo en los líderes exitosos. Al comprender cómo otros están motivados, los líderes pueden ajustar los estilos de comunicación y los enfoques para gestionar mejor a sus equipos.

2. Del aplomo a la confianza

Los líderes no pueden crear seguidores si no tienen confianza en sí mismos y sus ideales. Es imposible convencer a los empleados de que una nueva iniciativa será emocionante y rentable cuando existen dudas subyacentes.

Un ejemplo muy claro es el de los hermanos Wright contra Samuel Pierpont Langley. Samuel tenía todas las recetas para el éxito de su parte: dinero, condiciones de mercado y un equipo bien educado y conectado. Pero mientras que Samuel se vio impulsado por la riqueza y el poder, el equipo de los hermanos Wright que pudieron cambiar el curso de la historia del vuelo a motor gracias a su confianza y motivación.

Los hermanos Wright lograron el vuelo primero, y Samuel se retiró inmediatamente una vez que el objetivo de ser el primero estaba fuera de su alcance.

3. Coraje

Los líderes no son líderes si aceptan el estándar actual y están de acuerdo con la mentalidad de las masas. Los verdaderos líderes toman riesgos.

¿Sabías que, en 1921, Walt Disney se declaró en quiebra?¿Qué hubiera pasado si se hubiera sentido demasiado intimidado para volver a intentarlo?

Reunir la fuerza para defender lo mejor para tu negocio, a pesar del miedo al fracaso, es donde, como verdadero líder, puedes marcar la diferencia en tus roles.

4. De ambición a visión

Los líderes siempre planean el futuro y tienen una visión, una hoja de ruta, un plan de juego hacia dónde debe ir el negocio. Sin una dirección definida, como líder no tendrás ningún lugar hacia dónde dirigir tu equipo.

Como futuro líder tienes que tener en mente esto: ¿simplemente aceptas las tareas según llegan? ¿O las conviertes en algo mejor de lo esperado?

¿Caminarás penosamente y harás lo que se te pide y nada más? ¿O irás buscando nuevas oportunidades para hacer crecer tu negocio, probando un nuevo enfoque, comenzando un nuevo proyecto?

Todos tenemos días lentos, es verdad, pero es cuando se convierten en un hábito es cuando tienes que preocuparte.

Los empleados que regularmente expresan la ambición de ir más allá de lo que se les pide y que muestran un interés genuino en el futuro de la compañía tienden a proyectar la visión corporativa como líderes.

Pero recuerda, la ambición de tener éxito y, posteriormente, cumplir una visión, debe tener sustancia. La investigación y los planos creíbles son los que generan la aceptación de los empleados, no propuestas grandiosas llenas de ideas sin fundamento.

5. Del optimismo a la voz

Al final del día, ninguna táctica de visión o motivación es efectiva si no se comunica con la voz adecuada.

Una perspectiva optimista alimenta un tono contagioso que motiva e inspira a los demás. Como líder deberás desarrollar un enfoque verbal estratégico para representar todas las situaciones y tener la capacidad de comunicar la visión y los objetivos de la empresa de una manera atractiva y segura.

Por ejemplo, si un líder presenta su plan para sacar a la compañía de una depresión financiera para los empleados, debe manejar cuidadosamente su tono. Necesita evitar centrarse demasiado la negatividad del momento e intentar animar los espíritus de sus empleados con la esperanza de un futuro prometedor.

Cuando los líderes respetados tienen algo que decir, los empleados escuchan. Toman las palabras de sus líderes y la forma en que los dicen de corazón. Los líderes expertos lo saben y se preocupan de que sus voces estén alineadas con la forma en que quieren que se perciban sus mensajes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar